Mi patria es mi lengua. 8 enormes discursos al recibir el Premio Cervantes

Mi patria es mi lengua, dijo un poeta. Y esa es la única que los escritores pueden habitar, completó otro. A lo largo de los años hemos leído y escuchado cómo los escritores, los profesionales de la palabra, celebran una y otra vez su propia lengua. En el caso del español, existen pocas oacasiones para dicha celebración que puedan compararse con la entrega al premio más importante del idioma.

La entrega del Premio Cervantes es ya tradicionalmente un momento para reflexionar sobre lo que significa vivir, pensar, escribir, soñar, reír y agradecer en lengua española. Cada uno de los autores merecedor del galardón se ha detenido a mencionar cómo fueron conquistados por las palabras y los personajes, tanto literarios como de la vida cotidiana.

Así, cada mes de abril, desde el Paraninfo de la Universidad de Alcalá, hemos podido escuchar entre la más acartonada solemnidad, algunos de los discursos más conmovedores y divertidos. Al ser un reconocimiento a la trayectoria, los ganadores son viejos lobos de mar muy dispuestos a ser celebrados. Pero también a homenajear a la lengua misma.

Muchos son los grandes escritores que han pronunciado memorables discursos. Sin embargo, algunos pocos destacan por su emotividad y belleza. Ahora, para celebrar la más reciente entrega del Premio Cervantes a la poeta uruguaya Ida Vitale, les dejamos ocho discursos para celebrar la enorme patria que es la lengua.

Tómense un rato y disfruten.

Comments

comments