Paul lloró la muerte de John hasta que escuchó esta canción

Todos tenemos ídolos, y todos tenemos amigos que nos cambian la vida. Y a veces, tenemos la fortuna de que pasen las dos cosas. Ese es el caso de Paul McCartney. Y bueno, sabemos que al ex beatle, la vida le ha sonreído de muchas maneras. Pero la historia que comparte con el pionero del rock Carl Perkins es especial entre todas las fortunas del bajista. Pues gracias al guitarrista Paul lloró la muerte de su amigo John.

La admiración de Paul hacia Perkins es histórica. Todos los Beatles eran fans declarados del guitarrista y compositor. Lo admiraban incluso más que a Elvis y otros grandes del Rock and Roll. Cuentan por ahí, que Carl Perkins se coló a la grabación de uno de los primeros discos del cuarteto de Liverpool y tocó de contrabando. Perkins siempre agradeció las ganancias generadas por los covers que los Beatles hicieron de «Honey Don’t» y de «Everybody is trying to be my baby«, entre otras.

Para los años 80, las cosas en el mundo habían cambiado mucho. Apenas unos meses después del asesinato de John Lennon en Nueva York, Paul se encerró a grabar su siguiente disco. Tras McCartney I y II, en 1981, Paul decidió volver a trabajar con el productor George Martin. Se encerraron en un estudio de la isla Montserrat para grabar Tug of War. Después de un tiempo de trabajar en solitario, Martin le sugirió a Paul trabajar con músicos invitados, en especial gente que admirara. Así llegó Carl Perkins al estudio. El pionero del rock colaboró en la canción «Get It«.

My Old Friend

Una vez terminadas las grabaciones, Perkins le ragaló a Paul una canción que había escrito la madrugada anterior. Se había despertado a mitad de la noche con la letra en la mente. La tocó para Paul en agradecimiento por haberlo hospedado en su casa. La canción se llamaba «My Old Friend«. Al soltar la última frase del estribillo, el ex beatle rompió en llanto.

Años después, Carl Perkins contaría que Linda McCartney se acercó para agradecerle por la canción. Además le dio las gracias por ayudar a Paul a desahogarse por la reciente muerte de John Lennon. «Pero, ¿cómo supiste?», le preguntó Linda. Perkins no entendió nada. Linda le contó que una de los versos de la canción era la frase exacta con la que John Lennon se despidió de Paul la última vez que se vieron.

Los ex beatles se habían reunido unos años antes, en 1976, en el mítico y desafortunado edificio Dakota. Hay infinidad de teorías de lo que sucedió ese día entre Paul y John, pero la única declaración oficial es que Lennon se despidió diciendo «Think about me every now and then, old friend».

Perkins nunca se explicó cómo le llegó la frase. En 1993, grabó la canción junto con Paul para lo que sería su último álbum. El ex beatle lo acompañó y produjo parte de su última gira. Y siempre le agradeció la canción.

#ParaTodoMal: 8 canciones en vivo para cantar juntos a coro

Comments

comments