#PecesSueltos presenta: Messer für Frau Müller

“A Loose-Fish is fair game for anybody who can soonest catch it.” Moby Dick

Si la música se parece al mar, y lo habitamos todos, hay especies raras, que se ven poco y extraña vez son capturadas. Aquí surcamos las olas para hacerlos más evidentes.

Messer für Frau Müller: Esquizofrenia soviética en tiempos de la Perestroika

 

Por El Ale Guerrero

@elAleGuarrero

Para muchos, los misterios que encerró la vieja cortina de hierro durante los años de la Guerra Fría siguen siendo una incógnita difícil de develar. En la entonces Unión Soviética la situación se dibujaba un poco más peculiar ya que, bajo el régimen socialista, la libertad intelectual y artística no eran conceptos totalmente aplicables. El estado requería del arte una funcionalidad que apoyara sus intereses socialistas. De manera que cualquier propuesta vanguardista era calificada como aristócrata y discriminatoria de la sociedad proletaria, la innovación intelectual como libertinaje político, y en general todos como símbolos de la ideología capitalista.

En 1987, comenzó el proceso de restructuración económica de la U.R.S.S. mejor conocido como la Perestroika. Muchas cosas cambiaron en los años venideros pues la cultura occidental comenzó a penetrar el rígido muro ideológico.

Messer2

 

El rock pegó duro e introdujo toda la furia punketa y garagera que había sido contenida por el régimen soviético. En 1991, Oleg Kostrow y Oleg Gitarkin se juntarían en San Petersburgo (otrora Leningrado) para formar una banda de esas características, llamada “Cuchillo Para la Señora Müller“. Sus primeras grabaciones están cargadas de una potente energía psycho-surf-hardocrera muy al estilo Dead Kennedys y Angelic Upstarts, cuyo podrido sonido inundaba la escena underground de esas épocas.

Sin embargo, su proceso creativo se redirigiría abruptamente (hay quienes sostienen la pacheca teoría de que estos amigos se dieron un viaje de Amanita Muscaria lo que los encaminaría) hacia un sonido menos estruendoso y más electrónico.

Durante 1998, el Cuchillo Para la Señora Müller se dedicaría enteramente a realizar collages retro-futuristas que incluyen sampleos de viejas películas rusas serie B (donde el horror, la sangre y el sexo mutante eran los comunes denominadores), trasnochados theremins, antiguas canciones soviéticas, dulces voces entonadas, esquizofrénicos sonidos easy listening, proto-sintetizadores y potentes líneas percutivas.

Entre el 1993 y el 2000 lanzaron cinco álbumes (con múltiples versiones cada uno), antes de que Oleg Gitarkin formara Meser Chups, un spin off de su primera banda. Varios bajistas, bateristas, vocalistas y siete discos después, Meser Chups siguen en activo como un trío de guitarra, bajo y batería, que combinan con cualquier sonido extraño que encuentren.

Messer1

 

Sin lugar a dudas, NUNCA has oído algo semejante. El ecléctico gusto de estos rusos marihuanos te cautivará convirtiendo esas pasadas altas horas de insomnio y drogadicción, en un viaje a través de los sentidos, observando y sintiendo sinestésicamente su amplia gama de colores corpóreos y sabores acústicos.

Acá algunos links de rolas maeeeestros

etapa hardcorera:

etapa marioana:

Comments

comments