Topless, Las 8 Recomendaciones de música nueva

En esta ocasión en nuestro blog les tenemos música de Temple State, The War on Drugs, Sharon Jones and The Dap-Kings, Helado Negro, Bornuffians, Johnny Cash y

8. The Black Keys – Fever

Dan Auerbach y Patrick Carney se conocieron a los 8 años; ya podemos imaginarnos que Akron es de esos pueblos donde todo mundo se conoce. Auerbach era capitán del equipo de fútbol y Carney era un completo outsider. Ésta es la historia de cómo empezó la banda: Carney se había hecho de un equipo de grabación con el tiempo y Auerbach le pidió prestado el lugar para grabar el primer demo con su banda; él iba a ser sólo el ingeniero. Pero, por fortuna para todos, la banda de Auerbach lo dejó plantado y empezaron a jammear, y terminaron ellos grabando el demo de lo que se convirtió poco tiempo después en The Big Come Up, primer LP de los Black Keys. 13 años después, ahora regresan con ésta.

7. Johnny Cash – I´m Movin´On

Esta semana apareció Out among the stars, un disco que Johnny Cash grabó en los ochenta. Son 12 tracks nuevos para nosotros, que nunca habíamos escuchado, y es por eso que, a pesar de que fueran grabados hace 30 años, el Topless se las pasa. John Carter Cash, uno de los hijos del Maestro, en 2012 se encontró las grabaciones y comenzó a trabajar en ellas para terminarlas. El disco transcurre en una de las recaídas de Cash, pero bueno, sabemos que no es ninguna novedad en su proceso creativo; iba y salía de Betty Ford Center, centro de rehabilitación para drogadictos, mientras grabó el track que acá les dejamos.

6. Helado Negro – Las Preguntas

Helado Negro es el proyecto de Roberto Carlos Lange, hijo de inmigrantes ecuatorianos en Florida. Calor tropical al estilo delfines de Miami. Es un proyecto en el que este Roberto Carlos exorciza las situaciones que le pasan en la vida diaria. Helado es la comida favorita de su esposa y Negro es el apodo que con el que su familia lo conoce. “De manera subliminal le indico a la gente que encuentre la paz y sean buenos entre ellos”. Lo siguiente es de Invisible Life, su más reciente material.

5. The Muddy Brothers – Rambling Down My Soul

Los invitamos a revisar la reseña que ha hecho nuestro conocedor de esta banda aquí mero y dense con este rock.

4. Spencer Tweedy – Temple State

Spencer Tweedy es el hijo del líder en jefe de Wilco, Jeff Tweedy. Sí, los de Wilco ya son tan viejos. ha pausado su trabajo como baterista de The Blisters, banda de rock veraniego, para armar su proyecto solista de folk veraniego. Bueno qué, le late ese rollo. The blisters se define a sí mismo como “musicalmente dotados y peinados”, parte de una generación de jóvenes talentosos, divertidos y por qué no, también un poco arrogantes, casi al estilo Manchester pero en pleno Chicago. Spencer lo tiene muy claro, parece que lo suyo es la felicidad, y por qué no, es justo el lado de la vida que le ha tocado. Acá va “Temple State”.

3. Sharon Jones and The Dap-kings – Stranger to my Happiness

A pesar de lo que sugiere el nombre, una de las historias más interesantes referentes a la banda tiene que ver con los que podrían llamarse su grupo de acompañamiento, The Dap-Kings. Ellos nacen del genio de su bajista, Gabriel Roth, que fundó una disquera para bandas de Soul Revival, Daptone Records. Reúne a una pléyade de músicos relevantes de la disquera para armar de Dap-kings. Su primer disco, Dap Dippin’ with Sharon Jones and the Dap-Kings (perdón por tanto “dap” pero es culpa de ellos), de 2001, es llamado el gran disco del Soul Revival. “Un nuevo estándar del funk”, lo llamó la revista de hip hop y soul Big Daddy. Esto es, en conclusión, de lo más fino que puede escucharse en ese rollo.

2. Born Ruffians – Oh Cecilia

Indie pop directo de Toronto, comandados por Luke Lalonde, quien junto a su primo Mitch llevan tocando literal toda la vida. A los 5 años hicieron para el kindergarden una presentación en la que sus respectivos padres representaban a Ray Charles y Roy Orbison. Born Ruffians están activos desde 2004 y es una de esas bandas que han ayudado a desarrollar una escena que, a pesar de que es una de las ciudades más grandes de toda América del Norte, hasta hace no mucho no era reconocida por su diversidad y calidad de bandas. Lalonde, en una entrevista para allstongpudding.com, asegura que todos sus amigos de infancia formaron y continúan con bandas. Así está la onda en Toronto, y en varias partes de Canadá, para beneplácito de los que estamos un poco hartos de que todo venga de EUA o Inglaterra. Ahí va “Cecilia”, el track que liberaron este 2014, y que no forma parte de su Birthmarks, del año pasado.

1. The War on Drugs – Under The Pressure

Le estamos dando continuidad a esta banda de Pennsilvania, que tuvo que reformarse a la salida de Kurt Vile, hace un par de años. La razón: tienen en Lost In Dream un disco arriesgado, en el que Adam Granduciel, el líder, reformó a la banda y la llevó a un “dylanismo” (permítame esa mamada) de constante repetición siempre en ascenso. No es nada raro encontrarse cortes como “Under Pressure” en el disco: luminosos, en escalada y de más de 6 min. Varias de las canciones han acompañado a Granduciel a lo largo de 5 años. O sea: este Lost In Dream era algo de lo que tenía que liberarse ya, y lo hace de gran manera.

Comments

comments