#VamosAlStandUp. Stand Up Wars. Semifinal I: Pablo López Morán, Ricardo Pérez, Raúl G. Meneses y Coco Celis

por Óscar Muciño
@opmucino

viñetas de Julián Cicero
@pizzafrianofm

El pasado 19 de octubre arrancaron las rondas semifinales del Stand-Up Wars, de las que sólo saldrá un ganador que avanzará a la final. Para esta etapa la dinámica se ha modificado, ahora los concursantes cuentan con 8 minutos para exponer su rutina al público, siendo sancionados con puntos si exceden ese tiempo o si no completan por lo menos siete de esos ocho minutos. Aún hay tres banderas rojas pero ahora las tres están en el público, y cada bandera representa también la pérdida de puntos. El ganador se decide en un votación final en la que el público da su voto al comediante que más le haya gustado de la noche.

Juan Pablo Valdés tuvo el primer turno, abrió con una explicación de aquella frase pronunciada por Jesús en la cruz: ¿Perdónalos señor porque no saben lo que hacen?, aclarándonos que viniendo de un carpintero adquiere claridad, pues seguro Jesús se quejaba de la forma cómo se trataba la madera en la que fue crucificado. La segunda parte de su rutina fue extendernos una fórmula para hacer stand-up, que incluye hablar de ti, hablar de lo evidente (por ejemplo, si eres gordo hablar de ello), hacer canciones durante tu acto, hacer imitaciones de mamás e incluir halagos al público.

standwars-2nd-round-1a

El segundo en subir al escenario fue Pablo López Morán, quien portaba una playera con estampados de la virgen de Guadalupe y enumeró las razones por las que podría ser considerado un capítulo de La rosa de Guadalupe, también nos habló de sus motivos para fantasear con los choferes de Uber y cómo en alguna ocasión su padre le dijo ¡Vete a la verga!, orden a la cual obedeció. También nos hizo imaginar un Miss Universo pero del síndrome de Down.

Ricardo Pérez ocupó el tercer puesto, su rutina se apoyó en la imitación de voces para formar situaciones específicas, por ejemplo, nos habló de que le gustaría vivir un amor “naco”, de aquellos que se dedican canciones en la radio, e imito la voz del locutor y de los miembros de la pareja; también habla del radio AM y de lo aburrido de La Hora Nacional, y procede a imitar; finalmente dedica un segmento a hablar de la ayuda que seguramente no llega a Oaxaca, porque si todo aquello que se dice que se recauda para ayudar al estado llegara a él, sería una entidad de primer mundo.

standwars-2nd-round-1b

El siguiente comediante fue Raúl G. Meneses, quien despeja dudas y nos comenta que la G. de su nombre es de García, para él un apellido muy común. Viste un saco verde que dice lo hace parecer payasito de Sabadazo. Se detiene a reflexionar sobre el “tono de hueva” con el que se dan las órdenes en una escolta de escuela, mismo tono que se permea en el juramento a la bandera y que, él concluye, nos educó para trabajar en La cabaña del Tío Chueco.

El turno final correspondió a Coco Celis a quien de navidad recibió como regalo una clamidia. Coco había pasado un segmento sobre el sabor y la consistencia de las cacas de los vagos cuando interrumpió su rutina para decirnos que ahí terminaba porque se le había olvidado el acto. Bajó del escenario con aún cerca de tres minutos en el reloj.

standwars-2nd-round-1c

Vino la votación, que resultó cerrada entre Pablo López y Ricardo Pérez, éste último resultó ganador de la noche con sólo diez puntos de ventaja. Ricardo, quien entró de último momento a la competencia es el primer clasificado a la final de lo que algunos han llamado “Los verdaderos juegos del hambre”.

Hoy miércoles a las 9:30 en el Xaman Bar, un lugar que incluye tragos que se entregan con canela humeando, se llevará a cabo la segunda semifinal, los participantes serán: Diego Fainguersch, Ana Julia, El Muerto y René Sosa. Entrada libre.

Comments

comments