Desaparecer

En uno de sus actos más emblemáticos, Harry Houdini era atado. Luego de mostrar sus manos sujetadas con una cuerda, un gran saco abría sus fauces y él, gustoso, se internaba en ellas para luego, con ayuda de asistentes, entrar a un baúl. Un asistente subía a la caja clausurada por candados, levantaba una cortina, […]